Ayuda humanitaria y cooperación al desarrollo del continente africano

París, Trocadero, 15 agosto 2014. D. Sixto Enrique de Borbón se dirige a los manifestantes. En el centro de la fotografía, la organizadora Marie d'Herbais

París, Trocadero, 15 agosto 2014. D. Sixto Enrique de Borbón se dirige a los manifestantes. En el centro de la fotografía, la organizadora Marie d’Herbais

¿Quién se acuerda? Es decir, ¿quién los mantiene constantemente en su recuerdo y sus oraciones? De vez en cuando alguna noticia terrible, algunas imágenes tremendas, los ponen brevemente de actualidad. Pero los cristianos de Asia y África están sometidos a una persecución sangrienta constante, creciente, acuciante, con voluntad de etnocidio, de exterminio. Aparentemente, con éxito. Y con la colaboración de las potencias democráticas, de los países mahometanos «moderados» o aliados de Occidente (Qatar, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Arabia Saudita) y de los clérigos «católicos» obsesionados con el ecumenismo.

En contraste, S.A.R. Don Sixto Enrique de Borbón, Duque de Aranjuez, bajo cuyo alto patronato se encuentra esta Asociación Santa María de África. Que no pierde ocasión para llamar la atención sobre la persecución, testimoniar su apoyo a los perseguidos y señalar a los culpables. Publicamos hoy unas fotografías de hace algo más de dos meses. En medio de una espiral de violencia contra los cristianos de Oriente, la histórica activista bretona Marie d’Herbais de Thun convocó en París una manifestación en su apoyo. Quince de agosto, mala fecha por muchos conceptos. Pero allí, en la Plaza del Trocadero (de tan gratas evocaciones españolas y contrarrevolucionarias) estaba Don Sixto Enrique de Borbón, quien conmovió a los presentes con una intervención improvisada. Se recordaba especialmente a los cristianos perseguidos de Iraq, que él conoce bien. Y a los de Siria. Pero en el ámbito africano también crece el yijadismo. Y el recién aparecido «Estado Islámico» (ISIS, ISIL o Daesh) tiene en su punto de mira a Libia, Túnez, Egipto, Nigeria

Plaza del Trocadero. Don Sixto Enrique de Borbón se dirige a los manifestantes por los cristianos de Oriente

Plaza del Trocadero. Don Sixto Enrique de Borbón se dirige a los manifestantes por los cristianos de Oriente

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: